Modelos basados en tiempo térmico e hidrotérmico para predecir la emergencia de Avena fatua en lotes con y sin labranza estival, en Argentina

Avena fatua es una maleza de importancia económica que afecta a cereales de invierno en el sudoeste de la región pampeana Argentina. Su producción abundante de semilla con distinto grado de dormición determina un patrón otoño-invernal de emergencia de plántulas, cambiante entre años. Este estudio simuló la emergencia de A.fatua (sitio: Bordenave, 1999-2006, recuentos semanales de plántulas: media de 3 cuadros de 1 m2) mediante funciones no lineales basadas en grados-día del aire (GD) e hidrogrados-día (HGD), en lotes con y sin labranza estival (alta densidad natural). Mediante registros diarios de temperatura máxima y mínima, precipitación (estación meteorológica) y un balance hídrico regional, se calcularon GD (distintos umbrales inferior: Ui y superior: Us) y HGD (CH:condicional hídrico), para años con nulas (1999-01), moderadas (2002/04) y severas (2003/05/06) deficiencias hídricas. En lote con labranza, modelos de Weibull ajustados con GD (Ui:-0,8°C; Us: 10°C) determinaron que, con el incremento del déficit hídrico, se necesitan 1041 a 1180 GD para la emergencia de 50% de plántulas. Modelos hidrotérmicos (CH: déficit<16mm a excesos) disminuyeron el rango a 12 HGD entre las situaciones hídricas extremas analizadas. Sin labranza la tendencia fue inversa, necesitando 1115 (1999-01) a 912 GD (2003/05/06). Modelos con HGD que minimizaron el rango (66 HGD) consideraron un CH que excluye días con más de 90% del agua útil edáfica o excesos (Ui:-1°C). Modelos hidrotérmicos generales (1999-06) que incluyeron efectos de limitaciones hídricas (falta o exceso) en lotes con (r2=0,974) y sin labranza (r2=0,975), podrían evaluar satisfactoriamente el impacto sobre la fenología de emergencia.