CONTROL DE MALAS HIERBAS CON METOLACLORO Y ATRAZINA EN MAÍZ. EFECTOS SOBRE EL RENDIMIENTO Y NUTRICIÓN DEL CULTIVO.

En un experimento realizado en cultivo de maíz en Arganda del Rey (Madrid), durante los años 1992 y 1993, fueron aplicados en estado de 8 hojas 4 l por ha del herbicida Prim extra (30% de metolacloro y 19% de atrazina). Los controles de malas hierbas fueron del 100% y 90.5% respectivamente, y dependiendo de las condiciones hídricas del suelo al tiempo de aplicación del herbicida. El control de las malas hierbas produjo incrementos en el crecimiento, rendimiento, índice de cosecha, contenido de proteína en grano del maíz, así como favoreció la absorción total de N, P y K por la planta. Por cada 100 g de incremento de biomasa seca de malas hierbas por m se produjo un descenso del rendimiento del maíz de 98.2 kg/ha , así como de 14.6, 2.7 y 9.5 kg/ha de pérdidas de absorción de N, P y K respectivamente por la planta de maíz.