CONTROL BIOLÓGICO DE PLANTAS INVASORAS EN LATINOAMÉRICA

Las prácticas de manejo de malezas más comúnmente utilizadas en los cultivos agrícolas de la región latinoamericana incluyen la remoción manual, la utilización de maquinaria, y el uso de herbicidas químicos. El control biológico de malezas usando insectos y patógenos, ha sido principalmente utilizado en los países más desarrollados incluyendo Australia, Estados Unidos, Africa del Sur, Nueva Zelandia, y Canadá, especialmente en áreas protegidas, pasturas, y en sistemas de agua. El control biológico de malezas ha sido muy poco practicado en latinoamérica principalmente debido a la falta de recursos humanos entrenados en esta disciplina. Chile puede ser considerado como el país pionero en la región donde la practica del control biológico de malezas fue iniciadas en 1952 contra la maleza no nativa Hypericum perforatum L., con la cual han logrado un excelente control. Brasil y México son otros países donde se están llevando a cabo algunas actividades de control biológico de malezas. Los éxitos que han sido logrados utilizando el control biológico de malezas en los países más desarrollados arriba mencionados podrían ser implementados en la región latinoamericana. Varias de las malezas más invasoras en la región, incluyen Cyperus rotundus L., Amaranthus spinosus L., Rottboellia cochinchinesis (Lour), y Portulaca oleracea L. entre otras. Estas malezas pueden ser blancos apropiados para la utilización del control biológico, ya sea clásico o importación de agentes de control desde el área de origen de la maleza problema, debido a que no son nativas de la región y causan daños considerables a la agricultura lo que viene a justificar los costos de investigación o de su implementación. Esta técnica puede llegar a ser una alternativa adecuada y de mínimo riesgo para el control de las malezas más problemáticas de la región.