ESTUDIO COMPARATIVO DE LA FERTILIZACIÓN Y EL DESHERBADO EN EL CULTIVO ECOLÓGICO EN ZONAS SEMIÁRIDAS.

La agricultura extensiva de secano desarrollada en España en las últimas décadas ha venido sufriendo un paulatino descenso de la rentabilidad, ya que a las habituales bajas cosechas obtenidas por falta de lluvia, se ha unido el descenso de los precios del cereal y el aumento del precio de los recursos. Estos hechos hacen que numerosas explotaciones sean dependientes económicamente de las ayudas comunitarias. Por otra parte, la sociedad está cada vez más preocupada por la presencia de residuos de agroquímicos en el medio ambiente y en los productos agrarios.
Por ello, en esta Tesis se ha estudiado la viabilidad de sistemas ecológicos de producción en secano semiárido que pretenden obtener cosechas de calidad, sin residuos, por las que se pueda pagar un mayor precio, además de realizar una agricultura más respetuosa con el medio ambiente. Se basan en las rotaciones de cultivos, el uso de enmiendas orgánicas naturales y asumen el control mecánico de las malas hierbas, para mantener a largo plazo la fertilidad del suelo y la flora arvense en niveles razonables.
Los experimentos tuvieron como objetivo comparar métodos químicos de fertilización y escarda, considerados convencionales, frente al uso de compost como abono y la utilización de una grada de varillas flexibles pera controlar mulas hierbas, labores aceptadas por el reglamento de agricultura ecológica. Para ello se establecieron en 1996 diversos ensayos en una rotación: cebada (Hordeum vulgare L.), veza (Vicia sativa L.) como abono verde, trigo duro (Triticum durum Desf.), barbecho, en zonas semiáridas españolas (pluviometría media en las campañas estudiadas: 236?62 mm). Aquí se presentan los resultados de 26 de estos ensayos realizados durante los últimos 4 años, de 1999 a 2002. De ellos, 16 fueron con cultivo de trigo duro, en 8 localidades: Badajoz, Huesca, Madrid, Navarra, Toledo, Soria, Valladolid y Zaragoza, durante los dos primeros años, y 10 en cebada, en 5 localidades: Huesca, Navarra, Toledo, Soria y Zaragoza, en los dos últimos años. En todos ellos se estudiaron, en las parcelas destinadas al cereal, tres niveles de fertilización y tres de escarda mediante un modelo estadístico bifactorial.
Se estudió el efecto sobre la producción de tres niveles de fertilización: orgánica (2500 kg compost/ha, formado a partir de estiércol de oveja y paja de cereal), química N-P-K (100-60-60), y un testigo sin fertilizar. Además, en el ensayo de Zaragoza se determinó el contenido de nitratos en todo el perfil del suelo (0-90 cm) antes de la siembra y tras la cosecha, y más superficialmente (0-30 cm), durante cada periodo de cultivo, en otras dos ocasiones. Asimismo se analizó el contenido de nitrógeno en paja, grano y malas hierbas para determinar la extracción de ese nutriente y se efectuó un balance de nitrógeno, según el tipo de fertilización.
Los tres niveles de desherbado fueron: un pase de grada de varillas flexibles, una aplicación convencional de herbicidas, y testigo sin escarda. Se determinó el porcentaje de control de malas hierbas para cada tipo de desherbado y su influencia en la producción final. Además en el ensayo de Zaragoza se efectuaron conteos de plantas de cereal para detectar daños al cultivo, así como controles de la biomasa del cultivo y de las malas hierbas, hasta el final del periodo de cultivo.
Con el fin de estudiar el uso de la grada de varillas flexibles se efectuaron otros 5 ensayos, comparando el efecto de distintas variables de regulación en el control de malas hierbas, daños al cultivo y producción de cebada. Las variables comparadas fueron: número de pases, profundidad de trabajo, dirección y velocidad de la labor, y momento de intervención.
Por último, se efectuó un estudio económico comparativo para tres sistemas de manejo de los nueve posibles, resultantes de combinar los 3 niveles de fertilización y los 3 niveles de escarda: «de mínimos» (sin fertilizar ni escardar), «ecológico» (fertilización orgánica y escarda mecánica) y «convenciona